Sergio Cadena, funcionario de Veracruz, vinculado al crimen

Coatzacoalcos, Ver.- Sergio Cadena Martínez, coordinador de política regional de Gobierno del Estado es acusado, además de operar con la delincuencia organizada, ser el encargado del cobro de cuotas a funcionarios que dependen de la Secretaría de Gobierno a cargo de Rogelio Franco Castán. Las cuotas, que se cobran en dependencia como Registro Público de la Propiedad, Catastro, Registro Civil, Tránsito del Estado, Transporte Público y Patrimonio del Estado, son presuntamente cobradas por la pareja sentimental de Franco Castán, identificada como Irasema Alejandra Wong Zurita hija de Alejandro Wong Ramos, quien invierte el dinero en la compra de tierras en Coatzacoalcos. Por si fuera poco, tanto Cadena Martínez como Franco están ligados al jefe de plaza de un grupo delictivo, de nombre Iván Santiago Toledo, quien fue asesinado en ese municipio petrolero y quien fungió como pistolero de Wong Ramos. Luego de la colocación de una manta con mensajes amenazantes firmada por presuntos integrantes de otro grupo criminal rival, se revivieron los turbios negocios operados por Cadena Martínez, desde su puesto en el gobierno estatal. Además, el funcionario también está ligado a una presunta banda de extorsionadores que fue detenida el pasado 23 de enero en Catemaco cuando intentaban, según las autoridades, cobrar una cuota a un empresario. Entre los detenidos están el primo hermano de Cadena Martínez, identificado como César Reyes Cadena de 23 años, con domicilio en la calle Unión, Esquina Moctezuma, de la Colonia Centro del municipio de Catemaco. De igual manera, a los sujetos a quienes además se les aseguró un arma de fuego calibre .38 especial, Miguel Cesta Utrera de 26 años, quien afirmó a los policías que se desempeña como chofer del señalado funcionario estatal. Los presuntos extorsionadores pretendían cobrar la cantidad de 190 mil pesos y viajaban en una camioneta marca Tahoe, color negro modelo 2008, propiedad de Sergio Cadena Martínez. Este personaje es además el brazo derecho del actual secretario de gobierno, Rogelio Franco Castán, quien pende de un hilo su cargo ante los constantes señalamientos de corrupción, agresiones a mujeres e incluso traiciones al interior de su partido. El frustrado candidato, quien quiso convertirse en precandidato al Senado de la República, fue frenado por el mismo gobernador Miguel Ángel Yunes Linares. También en su haber destacan imposiciones como la de su medio hermano Alberto Alvaro Castán, quien fue propuesto como regidor primero en la planilla de Juan Antonio Aguilar Mancha, en donde no pudo obtener ni siquiera mil 500 votos que lo llevaran al cargo edilicio. Su otro medio hermano, Balfred Martín Carrasco Castán, también vio frustrada sus aspiraciones de ser regidor en el Ayuntamiento de Xalapa de la mano con la candidata Ana Miriam Ferráez Centeno, quien perdió por miles de sufragios. No obstante, Balfred ha sido el encargado de comprar cuantiosos terrenos (unas 12, 846 hectáreas) en la zona de Coatzacoalcos a sabiendas de que una vez decretada la zona económica especial su precio se disparará. Éste último también es señalado de no querer devolver las casas que su medio hermano (Rogelio) puso a su nombre. La gota que derramó el vaso en las aspiraciones de Franco Castán, fue la brutal golpiza que propinó a su esposa Guillermina Alvarado González, quien exhibió en redes sociales el maltrato que recibía de su entonces esposo. Encolerizado por esos hechos, Miguel Ángel Yunes ordenó la postulación de Yazmín Copete Zapot como precandidata al Senado, golpe que supo a traición pues se trata de su acérrimo enemigo en la política Arturo Hérviz Reyes.