Asesinan a joven de 19 años a punto de dar a luz en Sonora

Anahí, con 36 semanas de embarazo, fue agredida con un arma de fuego; la Fiscalía de Sonora detuvo a Roman Francisco “N”, alias “El Lobo”, quien fuera pareja de la víctima

Tras externar indignación por el asesinato de Anahí “N” de 19 años de edad, con 36 semanas de embarazo, la fiscal de Sonora, Claudia Indira Contreras Córdova,  informó que el presunto responsable fue aprehendido.

Los hechos ocurrieron la madrugada de este domingo 22 de noviembre en el municipio de Altar, ubicado a 244 kilómetros de la capital de Sonora.

Anahí estaba a punto de dar a luz a una niña, quien también perdió la vida derivada de la agresión con arma de fuego de la que fue objeto su madre.

“Estos hechos aberrantes no pueden quedar impunes y con el apoyo de los tres órdenes de gobierno actuaré en consecuencia”, aseveró.

Dijo que desde el primer momento determinó enviar a personal pericial e investigadores, en búsqueda de indicios y evidencias, para que realicen un trabajo profesional y solicite el apoyo de la Mesa de Seguridad para que realizaran el procesamiento y aseguramiento del lugar de los hechos.

En la investigación de los hechos, este mismo domingo se logró la detención en Roman Francisco “N”, alias “El Lobo” de 31 años de edad, en flagrancia por portación de armas y posesión de narcótico.

El detenido era la pareja sentimental de Anahí, a quien además se le apreciaban a simple vista manchas al parecer hemáticas en su camisa, por lo que constituye una línea de investigación y se indaga su posible participación en el feminicidio y aborto.

“Lamento y duele, que esta joven desde la adolescencia vivía una relación abusiva y violenta con su pareja. Hacemos por ello, un llamado a la denuncia; el agresor le apuesta a que no se le va a denunciar por parte de la víctima, debido al miedo que infunde en ella”.

Por ello, son fundamentales las redes de apoyo en familia y amistades que motiven a denunciar, en casos de violencia física, o cuando exista riesgo por amenazas con armas de fuego u otros factores de riesgo, debemos hacer un frente común y fortalecer y apoyar a las mujeres que pudieran estar viviendo una situación de violencia.

Las mujeres no deben tener miedo, ni cubrirse el rostro para denunciar la violencia, nuestra sociedad no debe tener miedo y menos callar, o seguiremos siendo cómplices de estos delincuentes, externó la fiscal de Sonora.

Fuente: El Universal